Jugar bien / Escribir bien
fútbol

Cuando el árbitro silbe

Cuando el árbitro silbe, me olvidaré de todo. No me acordaré más de las diferencias abismales entre alemanes y mexicanos y me olvidaré también de los fantasmas que nos atormentan. De esas tardes amargas en las que casi hacíamos historia…
Opinión

Agarrando color

Los torneos en México se encuentran en fase de maduración. Va la jornada #6 y ya se han jugado algunos duelos que en liguilla se van a repetir, y aunque los clásicos siempre son programados para fechas atractivas, los equipos en estos momentos ya conocen para que puede alcanzarles en la competencia o si saldrán de vacaciones en cuanto acabe la fase regular.
Opinión

¿CONVIENE EL VÉRTIGO?

Desconozco si a todos les pase así, y aunque esto que sucede no me hace mejor o peor, lo espontáneo y los partidos al azar son el principal disparador de ideas para escribir. El ejemplo más reciente fue hace no mucho en la liga femenil mexicana; un domingo a la tarde se jugó un partido entre San Luis y Tijuana donde, en la primer mitad, el marcador ya tenía ocho goles entre ambas.
Opinión

El “Gullit” Peña en Centroamérica

Me queda claro que a ningún futbolista se le olvida jugar a la pelota; el tema de Carlos “Gullit” Peña y su reciente fichaje en la liga salvadoreña con el club FAS, me parece que sienta las bases para recuperar lo que todos, en algún momento de nuestra carrera, perdemos momentáneamente al involucrarnos en este negocio por distracciones y amigos falsos como una lata de atún boliviano: hablo del talento.
Opinión

Seguirá pasando

Tenía cerca de tres semanas sin que se iluminara esa pequeña bombilla interna, como en las caricaturas de la infancia; no encontraba inspiración, y, aunque varias cosas sucedieron para escribir un poco, no lograba estructurar oraciones, mucho menos párrafos que le dieran vida a un nuevo texto. Hoy, un retuit volvió las cosas a la normalidad… bueno, eso parece.
fútbol

Un sueño vuelto realidad

Es 2002. Curso segundo grado de primaria y el maestro en turno llega con un televisor cargado entre los brazos, cables gruesos e infinitos colgando de un lado a otro y un par de bolsas del supermercado con fritos, palomitas,…
Close
Gracias por apoyar Rectangulo Verde