Jugar bien / Escribir bien

Opinión

Punteros a perfil cambiado; Transfermarkt no se equivoca

El sábado por la noche, viendo el fútbol Costarricense y tras una pelota cruzada, con la claridad del audio ambiental al jugarse a puerta cerrada, se escuchó el unísono grito “zurdísimo, zurdísimo”, un recordatorio encausado al lateral sobre el puntero que, efectivamente, jugaba a perfil cambiado. Intuyendo un poco lo que podría pasar (cerrarle el centro y darle la banda), el jugador opta por ir a línea final surtiendo un centro que a poco estuvo de terminar en gol. Yo ya no entendía nada.

Están, pero no

Las pautas del profe quedaron atrás. Lo entrenado, entrenado está y ahora sería complicado interiorizar una instrucción superior a 25 segundos porque la mirada y la cabeza están, pero a la vez no, ahí, en el túnel antes de zarpar a la cancha.

Minutos finales y una delgada línea

La concreción del gol en la recta final del partido, llama a escena a un repliegue defensivo cerca del arco propio y la cesión de la tenencia de la pelota. Lo increíble está en que la instrucción táctica de “tirarse atrás” nunca aparece en la toma de televisión, como si de un mito se tratara.

¿Aspirina o ácido acetilsalicílico?

Ante el terrible y abrumador embudo laboral, la juventud ha conspirado contra el juego. Lo ha disfrazado de complejidad, de métodos, de datos y de tantas aberraciones. Pretenden convertirlo, quizá inconscientemente, en un mundo que solo puede ser gobernado por los científicos, por especialistas en todo, menos en juego.

TALENTO Y RESISTENCIA; UNA LECCIÓN PARA LA VUELTA

Nunca encontré explicación de como aquella imborrable frase “gol gana” lanzada al aire por el dueño de la pelota, exprimía la última gota de sudor del chamaco que cada tarde salía a jugar con los amigos, prolongaba hasta muy noche la disputa por la redonda y llevaba la concentración al límite de capacidad.
Close
Gracias por apoyar Rectangulo Verde