Jugar bien / Escribir bien
Opinión

La sexualización de la mujer en el fútbol… ¿Víctimas o socias?

“Parece que esa es una manera de catapultarte como capital social o de consumo para que te patrocinen y demás. Por desgracia el que nos vean, es por esta razón. (Por poner un ejemplo) Norma Palafox es una buena jugadora, es regular en Chivas, pero en redes no suena eso. La conocen por su baile, por lo que sube. Y ha sido bueno porque gana más y ha traído mucha atención a la Liga. Lo curioso es que se debe a eso y no al mero contenido futbolístico de la persona y de la Liga en general”

Esta declaración fue rescata del sitio web: www.lospleyers.com en la que aseguran haber entrevistado a una futbolista que, por motivos de seguridad, pidió no mencionaran su nombre. 

La mujer, día tras día, se enfrenta a problemas y amenazas que los hombres rara vez sufrimos. En las calles, el ‘’inocente’’ piropo que te cosifica. En el trabajo, el jefe que valora tu desempeño con base en lo linda que le parezcas e ignora tus aptitudes. Al dormir, los hijos que reclaman tu atención y el marido celoso porque, mal o bien… derribando obstáculos innecesarios, encuentras una forma de valerte por ti misma.

Es cierto que muchos de esos escenarios son montados sin intención. Quien lanza el piropo, difícilmente mide lo que su ‘’cumplido’’ puede ocasionar. Capaz el jefe aprecia el trabajo de su empleada, pero le parece más sencillo destacarle lo bien que le va el vestidito en turno. El marido, quizás, no esté celoso, sino frustrado. En deuda consigo mismo por no ser el jefe de la casa que le dijeron debía ser.

Y en medio de éstas agresiones dolosas o culposas (no menos destructivas), la mujer ha sabido abrirse puertas en lo político y social. Hoy tienen voz y representación. Acceso a industrias que antaño se creían exclusivas del varón, caso concreto; el fútbol. Sin embargo, los vicios siguen latentes…

“Si ves el medio futbolístico, las jugadoras que más siguen en redes… la comunidad que ve sus redes, es la que ha sexualizado su imagen. Sabemos que si no haces eso, no te van a voltear a ver, ya lo tomas como una realidad dada, lo cual es muy duro”

https://lospleyers.com/noticias/deportes/mas-mamas-menos-mamacitas/

Indirectamente, casi como un mecanismo de supervivencia, calculo, algunas mujeres han sabido sacar provecho del sistema. Del piropo de barrio nada rescatan, sí del digital. Esas simples reacciones en redes sociales se han vuelto, incluso, una fuente de empleo. En un abrir y cerrar de ojos, la víctima acaba convertida en influencia juvenil. 

El fútbol femenil ejemplifica muy bien lo mencionado. Es verdad que en el varonil también se habla del físico, pero las virtudes técnicas siguen por encima de las superficiales. Las grandes marcas no patrocinan a los cara bonita, van por las estrellas del momento. En ellas es distinto. Conocemos el nombre de las jugadores porque nos aparecen en redes sociales con alguna referencia cuando menos de halago, cuando mucho sexual. Sacar provecho de esto, como ya dijimos, se puede entender como algo reactivo. No obstante, hay quienes aseguran que esto las vuelve parte del problema.

¿Tú qué opinas?

Comentarios

Banner
Close
Gracias por apoyar Rectangulo Verde