Jugar bien / Escribir bien
Futbol mexicano

Fácil e histórico

La Selección Mexicana arrancó con el pie derecho su participación en la Copa Oro de este 2019. Un contundente 7-0 sobre Cuba, que pasa a ser de los cinco resultados más abultados a favor del Tri en la historia de la competición. Gerardo Martino y sus pupilos lo hicieron ver muy fácil y aquí analizamos las cinco claves del triunfo del combinado nacional.

Uriel Antuna

Debutar con tu Selección en un torneo internacional siempre será un motivante extra. No importa la clase de competencia que sea, es con lo que sueña cada futbolista. Esa intensidad y excitación, la aprovecho Gerardo Martino poniendo a Uriel Antuna como titular para sorpresa de muchos. Anotó tres goles, sus primeros con México y sin duda pasó ese extra para llenarle el ojo al entrenador.

Raúl Jiménez

Mucho se le podría criticar al delantero del Wolverhampton sobre sus fallas ante el arco cubano. Lo que es una realidad, es que participó de forma directa en cinco de los siete goles de México, anotando un doblete. Supó acomodarse en todos los espacios de la cancha, desde fuera del área y dentro de ella. El líder a la ofensiva.

Las “rotaciones” del Tata

Gerardo Martino inició la Copa Oro con un 11 totalmente distinto a lo que había mostrado en los amistosos previos. Analizó al rival, vió lo que tenía en su plantel y dejó descansar a jugadores clave. No es tan sencillo como parece, pues los que entraron lo hicieron para llenarle el ojo al entrenador y lucirse, funcionaron sus modificaciones. Un ejemplo claro es el de Uriel Antuna.

Juego estructurado

Apenas es el quinto partido del Tata Martino al frente de la Selección y ya se ve su toque. Un equipo que siempre propone, que sabe a lo que juega y que además cuenta con elementos experimentados. Todo esto se pudo compaginar en apenas cinco duelos, y ahí el mérito es 100% al entrenador.

Cuba

Si. La victoria del Tri si es histórica y si deja un buen sabor de boca de cara al futuro cercano. Pero no podemos dejar de mencionar que venció a una Selección que hasta hace unas horas batallaba por ver con que uniformes jugar. No es excusa ni ganas de arruinar la fiesta, pero habrá que mantener calma, pues en la Copa Oro los verdaderos rivales llegan hasta semifinales. Y eso, a veces.

 

El contundente triunfo de México, la actuación de Antuna, los pases de Jiménez y la goleada ilusionan a más de uno. Solo será importante recordar que los partidos son ante rivales inexistentes, y que si bien se está haciendo historia, aun queda mucha por hacer.

Comentarios

Banner
Close
Gracias por apoyar Rectangulo Verde