Jugar bien/Escribir bien
Futbol mexicano

Raúl Torres, derribando muros en Tigres

A veces la paciencia es una virtud humana menospreciada, se dicen muchos clichés al respecto, pero no porque sean muy repetidos significa que sean falsos o que no tengan valor alguno. Para entenderlo hay que voltear a ver al jugador nacido en Monclova, un futbolista en una tierra de béisbol.

Raúl Damián Torres es de los jugadores que mayor consideración tienen por Ricardo Ferretti para sumar minutos que correspondan a cumplir la regla 20/11, aunque este jugador ya rebasó la edad de 20 años y 11 meses, tiene 21 años y 10 meses, la Federación Mexicana de Fútbol da la oportunidad que de su total de minutos solo sea considerado el 50%.

En el estadio Deportivo Adalu Acatlán, ubicado en Jalisco, es donde Raúl pasó 2 temporadas jugando con Atlético Cocula antes de llegar a Tigres, pero previo a esto ya había jugado en una  Academia de Pachuca en Monclova, lo buscó Rayados, hizo pruebas en Morelia y Querétaro. Nunca pudo quedar, pero no se rendía.

Después de algún tiempo él seguía buscando oportunidades, sus padres ya la advertían del avance del tiempo y la necesidad de comenzar a estudiar. Tuvo su última chance, consiguió una prueba con las Fuerzas Básicas de Tigres, pero al principio lo habían rechazado, puesto que el director del fútbol juvenil felino ya tenía vistos 70 jugadores para el último filtro, sin embargo Raúl pidió “solo un partido”, el convencimiento con el que se le escuchaba fue suficiente para que accediera, y Torres Rodríguez no decepcionó.

Fue un jugador muy constante en la sub-20 de Tigres, pertenece a la camada de futbolistas como Rafael Durán, Jonathan Vega, Julián Quiñones y Miguel Ortega que ahora están en el primer equipo. Estuvo 4 torneos con regularidad allí y luego es cuando se da su debut en primera división, hasta ahora suma 7 juegos en Liga MX (ninguno como titular) y 3 en Copa MX (todos como titular).

Llegó en 2015, el año donde el centro del campo que tenía Tigres estaba compuesto por la mejor versión de Guido Pizarro y Jesús Dueñas, sumado Rafael Sobis como un interior – mediapunta, en ese momento se veía muy complicado cualquier posible debut. Y fue precisamente en el Apertura 2017, cuando Pizarro no está más en la institución y aún no llegaba un sustituto, que se le da la oportunidad de debutar. Y realmente, para su edad y nula experiencia en primera, no desentona con el resto de sus compañeros.

Ricardo Ferretti lo elige por varias características:

  • Control de balón
  • Recuperación en mediocampo
  • Penetración al área
  • Capacidad para ser mediocentro e interior
  • Recorrido hacia su banda más cercana para el 2 a 1 con el extremo

Son aspectos de jugador completo para la media cancha, y quizá Tigres está entre los equipos que mayor relación de juego tienen con esa zona medular, me refiero a cantidad de pases, que recupera ahí muchos balones y que incluso tiene mucho juego por el centro para crear oportunidades de gol. No es igual debutar en esa posición a hacerlo de extremo, lateral o delantero, posiciones que no son menospreciadas, pero que representan una exigencia diferente para el control del ritmo de partido.

Después de tantos intentos desde muy niño, logró convencer al entrenador más difícil del fútbol mexicano. Raúl Damián Torres venció muros que sí existen en México y sobretodo en Tigres, ya dio el primer paso de ser considerado, ahora tocará consolidarse.

Comentarios

Article written by:

"El fútbol como elemento estético"

Banner
Close
Gracias por apoyar Rectangulo Verde