Jugar bien/Escribir bien
Liga Mx

Necaxa 1-3 Chivas: triunfo sin mucho fondo

Para Aguascalientes, que sus hidrorayos reciban a los colosos en el Victoria siempre representa una ilusión enorme, sea cuando sea.

Anoche, la visita de Chivas revivió una vez más esas sensaciones que, para infortunio de los locales, no fueron acompañadas por un resultado positivo pese a encontrar, por momentos, un buen funcionamiento que logró desactivar al Rebaño.

Los de Almeyda, por otro lado, además de verse más efectivos de cara a gol, sufrieron de más y corrieron enormes distancias para intentar ocupar mejor los espacios dejados entre defensa y medio campo en transición defensiva. Todo, en síntesis, para auxiliar a Pizarro y Pineda.

Rápidamente y, desde un saque de banda, Guadalajara se adelantó a través de una escapada de Javier López que propició la conexión dentro del área con Alan Pulido. El ‘9’ no perdonó y abrió el marcador con diez minutos en el reloj.

Carlos González niveló el marcador en el cuarenta y cinco, luego de que la defensiva tapatía no apretara la marca sobre Víctor Dávila, quien puso un centro preciso para que el primer necaxista mencionado lo encontrara y definiera con un certero cabezazo.

Al sesenta y cinco, Ronaldo Cisneros apareció en tiempo y lugar preciso para empujar la bola muerta que quedó cerca del área chica de Barovero. Tras el intento de Rodolfo Pizarro, el arquero argentino no pudo contener el disparo que, para fortuna chiva, rebotó en su rodilla y venció a toda su zaga.

Sobre el final, en el minuto ochenta y nueve, tras una falta en las afueras del área, Edwin Hernández clavó un zurdazo que zurcó al área de derecha a izquierda. El potente disparo fue levemente tocado por Martín Barragán pero, de cualquier manera, no cambió el destino de gol que llevaba.

Necaxa saltó al campo de juego con su marcado 1-4-4-2, juntando en el frente del ataque a Víctor Dávila y Carlos González y poniendo a trabajar en el centro del campo a Luis Pérez junto con Dieter Villalpando. Desde el centro de la defensa, Ventura Alvarado proyectaba en repetidas ocasiones a los extremos (Daniel Álvarez y Roberto Alvarado) y los delanteros.

Además, con el cambio tempranero lanzado por Ambriz que dio el ingreso a Matías Fernández, las prestaciones de ataque de los suyos mejoraron notablemente. En esos momentos, el gol del empate coronó un primer tiempo adecuado. Todo desde la banda derecha, gracias a Fernández y Dávila.

Sobre el final, jugando más cercano a la dupla de delanteros, ingresó Marcelo Allende, el joven talento chileno que a mitad de semana destrozó a la defensiva del Zacatepec con un par de goles y otro más de asistencias. Con diecisiete minutos jugados, el mediocampista de dieciocho años ayudó a los de Ignacio Ambriz a fluir con mayor constancia en el umbral del área chiva. Hay que seguirlo muy de cerca.

Con Guadalajara, Almeyda buscó en el tiempo para emplear a Alan Pulido como segundo punta, jugando por detrás de Ronaldo Cisneros. La idea de poner al dorsal ‘9’ de Chivas asistiendo la última línea resultó de maravilla en el equipo campeón que batió a Tigres el verano pasado. Con esa disposición, se vio al mejor Pulido y, de paso, al mejor Guadalajara.

Sin Michael Pérez, el mediocentro fue ocupado por Rodolfo Pizarro y Orbelín Pineda, quienes estuvieron encargados de mantener un delgado equilibrio en el centro del campo con la ayuda de Carlos Cisneros por la banda izquierda. Ello, sumado a la posición de los delanteros, con Ronaldo en punta, obligó a Chivas a defender en un bloque medio en el que, como consecuencia, Alan Pulido terminó por ejercer de mediapunta.

La profundidad otorgada por López y Carlos Cisneros en banda fue decisiva para lo conseguido por Chivas anoche. Ante la ausencia en cancha de Alanís y la baja de Pérez, los extremos aportaron mejores alternativas para el juego directo. Aunque, por otro lado, la defensiva sigue sin poder solventar los problemas que tiene el equipo en transición defensiva.

El espacio entre la línea de defensores y la de mediocampistas sigue siendo el lugar a atacar para cualquier equipo que enfrente a Guadalajara, pues los centrales no están atinados en el recorrido hacia adelante y no coordinan las salidas para el marcaje. Ese será el gran problema que enfrentará Chivas todo el torneo.

Comentarios

Banner
Close
Gracias por apoyar Rectangulo Verde